lunes, abril 09, 2007

OCTUBRE


Tormenta

Cuando aún podía posar con placer la mirada
en el profundo horizonte de los ojos de quienes amo
al amanecer sentí en mis entrañas un helado y doloroso estremecimiento.
La traición literalmente hiela, duele en el esternón
y se graba en la memoria para siempre.
El tiempo y el llanto se apocan frente al destino,
el mar revuelto de las emociones ensangrentadas escupen escombros y basura
La culpa , la rabia, la impotencia acompañan una soledad interminable
Y cuando todo parece estar en el orden anterior
un descuido, una omisión, un gesto, un sueño,
la caricia que no se hace o una palabra que falta
se convierte en la travesía dolorosa por la pérdida.



Carmen Elena Ochoa

1 comentario:

La Gata Insomne dijo...

Qué fuerte y que cierto amiga

Y cuando todo parece estar en el orden anterior

la caricia que no se hace o una palabra que falta

sin palabras.

PD: la foto es maravillosa!!!